lunes, 11 de febrero de 2008

Periodismo al quite.( Rescate digital).

Descansando sobre una plácida conversación de bar: pásame la cuchara, quién ganó en Waterloo y todo eso, se oyen unos golpes en compás de 3x4; el típico de las psicofonías. Se hicieron oídos sordos hasta que la realidad llamó a la puerta: HAY UN HOMBRE ENCERRADO EN EL BAÑO.
Los compis y otro espontáneo intentamos estrategias horizontales, verticales y diagonales para abrir la puerta, pero todo es en vano.

Destornilladores, llaves inglesas,llaves allen,patadas en la puerta, tarjetas de crédito, carnets de identidad y viene el maquinador del agónico fín al que se ve abocado el desdichado dueño del apretón: EL MONTADOR original DE las PUERTAS.


Con tristeza desanda la obra que con tanto cariño montó; picaporte colgando y tornillos por aquí y allí.


Nos pide como voluntad, el desafortunado encerrado, que vayamos a buscar a su compañero que está trabajando cerca.

Buscamos el sitio y nos encontramos con una centralita de servidores y dispositivos telefónicos para internet. Miles de ciudadanos esperan a que el operario acabara su descanso a la hora. Porqué tarda el autobús, porqué no llega agua caliente esta mañana, porqué no hay nadie en la ventanilla... Esos misterios que casi nunca llegas a resolver.

El compañero lo acepta con la resignación sobria del proletario madrugador.

Pone también en practica los conocimientos que sobre las puertas ha ido recopilando en su vida.

En éstas llega el cerrajero que nos pide discreción para con su trabajo como un druida a punto de unir dos mundos.

La espera no es larga pero es densa. Mirela la camarera pone los pedidos y mira de reojo. La jefa china contesta con monosílabos con los ojos muy abiertos. Los parroquianos apretados comentan.


En la tele ponen anuncios. Qué pasaría por la cabeza del cautivo- Su madre, su pareja y su hijo Lucas, el tacto de las sábanas, la paella del domingo..

En la tele muestran un nuevo asesinato cuando algo perturba el silencio y un mono verde caminando sobre sus dos piernas se une a los de este lado.


Qué movidón, vaya putada, has echado la mañana... ponte que te hagamos una foto...


Y es que la vida es como unos bombones envueltos en papel higiénico; nunca sabes cuando se te va a acabar el rollo.

5 comentarios:

Baturroid dijo...

Exhibo una preocupante cara de paleto... ¡Estoy por pedirte que quites mi foto! :D

Ahí, ¡esos periodistas wannabes, al pié del cañon! (o en la puerta del water, para el caso)

Alabrales dijo...

Grandioso, periodismo de alto riesgo!!

aquenotienescojonesdeadivinarlo dijo...

Muy bueno, sí, pero "abocado" es con "b" de BURRO. "Avocado" es aguacate en inglés...so melón.

AsRael dijo...

Avogado, avogado....sal ratita quiero verte la colita...

EL VENGADOR ORTOGRÁFICO dijo...

¿De qué coño te sirve un corrector ortográfico? je je je je